El Orden Mundial y los BRICS

Qué son:

Cabe preguntarse qué son los BRICS y cuál es el objetivo de esta formación de países que son potencias emergentes. Lo primero es que es un grupo conformado por Brasil (B), Rusia (R), India (I), China (C) y Sudáfrica (S). Estos se unieron con un objetivo único, asentarse en el orden global de carácter neoliberal y tener un rango de influencia importante a la hora de tomar decisiones a escala global en temas militares (OTAN o el Consejo de Seguridad de la ONU) o económicos tales como la OMC, UNASUR o el FMI. Su capacidad de influencia sería vista por la cantidad de transacciones que estos países hacen, además de que son el 27% del PIB mundial según datos de The Economist.

Más allá del PIB, también está el hecho de que los BRICS contienen casi la mitad de la población del mundo: solo con China e India (más de mil millones cada uno en población censada) contienen 2.300.000.000 de personas, y si se le suman las otras naciones casi llegan a los tres mil millones. Desde dentro los BRICS tenían muchos mercados propios, si quisiesen, y además, una posibilidad para formar una alianza interbancaria de transacciones, visado, intercultural, entre otras.

Hay muchos otros datos a destacar con los BRICS, como por ejemplo que son potencias emergentes exceptuando Rusia y China, que ya tenían economías mayormente sustentadas en gas (Rusia) o el aprovechamiento de la deslocalización de industrias que se fueron a China.

EL ORDEN GLOBAL ANTAGÓNICO

¿Qué es el Orden Global? Es un grupo de países de índole neoliberal que junto a tecnócratas de la más alta clase, que en su posesión tienen multinacionales e industrias de la más alta gama; ambas logran poseer el control del mundo en una forma de sistema único que responde a un jefe político: EEUU.

Tal como dice el subtítulo, este orden global instaurado (o reforzado) en los años 80’ tiende a un libre comercio exacerbado junto con una conglomeración de Estados-mínimos que no participan en el bienestar de las personas. Es por el estilo que EEUU con sus tratados intentaban volver a sentar las bases del libre mercado en América Latina, Asia-Pacífico y la Europa continental e Ibérica.

Pero es un Orden Global que no ve a las nuevas propuestas como una nueva dinámica económica, es decir, una nueva forma de entender los cambios de las economías y cómo sobre llevarlas en cada nación. Para el Orden Global actual solo está la fuerza de las multinacionales y el libre comercio sin barreras por parte del Estado, o sea: menos impuestos de importación, industrias privadas, educación privada, emprendimiento libre…

El Orden Global funciona como un sistema biológico dado que cuando ve algo que lo amenaza, de forma inmediata lo ataca para derrumbarlo. Así funcionó con las propuestas socialistas en América Latina (desde Chávez hasta Rousseff); se fueron tumbando a cada una por separado desde el sistema internacional, haciéndoles la desconocida político-comercial (perfecto caso Salvador Allende, 1973).

¿Por qué reacciona así contra estas formas de sistema que tienden a ser más un contra sistema con el actual? Primero, es porque este Orden Global posee una certeza absoluta y es que son los dueños del mundo en todos los sentidos: políticos, económicos, culturales, militares y hasta son dueños de la palabra democracia. Por otro lado, es convergente y dinámico, pues este sistema se adapta a las nuevas temáticas que van pasando al globo tales como el surgimiento del problema medio ambiental o las temáticas sexuales. Tercero, el Orden Global es anti nacionalista (mundialista), es proveedor y a su vez, hijo, de la globalización y, además, permite el desarrollo de las más altas tecnologías electrónicas, entre otros.

LA AMENAZA DE LOS BRICS

El fenómeno de los BRICS implicaba que, bajo este nuevo bloque, el Orden Global perdería influencia en los países más periféricos que, en el fondo, dependen de las economías con industrias exportadoras y económicamente estables y desarrolladas.

Basados en esto, los BRICS traían diferentes propuestas que, en tanto son potencias emergentes, a su vez son mercados emergentes con diferente opción de compra hacia sus futuros clientes, los países más periféricos. Es más, hoy en día el cliente más cotizado por ambos sistema es Eurasia, dado a la potencia de materias primas, petróleo y gas que tiene para explotar.

Irónico, porque dentro del Orden Mundial neoliberal que fomenta la libre competencia y el intercambio sin restricciones; a la hora que le sale un competidor con propuestas nuevas como los BRICS, el Orden Global no reacciona bien. Es casi hasta cretino; aunque se habla de sistema económico, no personas. Y la realidad no es un hecho de moralidad como expuse antes, sino que hay muchos intereses en juego en el Orden Global, mucha gente poderosa que perdería mucha influencia y riqueza si se cambiara el statu quo que tienen ahora mismo.

¿CÓMO REACCIONARON CONTRA LOS BRICS?

Hay que adjuntar varios acontecimientos importantes: a) Las sanciones a Rusia y la constante amedrentamiento por parte de EEUU y OTAN en el territorio Ucraniano hacia Rusia; b) las primeras manifestaciones de Hong Kong y luego el problema del mar chino, que junto con las islas que este país está construyendo, EEUU se ha encargado de siempre estar a la defensiva contra el gigante asiático (con una ayuda por parte del Japón); c) el destino de Brasil fue mucho más concluyente y relevante para destacar la defensa de este sistema, pues, hubo mucho interés de por medio a la hora de echar a Dilma Rousseff del poder. Si bien, en un estudio que hago, junto con unas compañeras, comparando el caso de Dilma Rousseff con el de Collor de Mello, se ve que los casos de corrupción son lo que más desestabilizaron al ejecutivo brasileño, aunque siempre con presión de fuera, desde EEUU. Todavía no hay cuenta de qué va a pasar con India y con Sudáfrica, pero son países que menos influyen en temas políticos.

Los BRICS buscan un objetivo que no tiene un camino fácil, sobre todo porque el Orden Global ha estado inestable y, obviamente, a la defensiva de un nuevo mejor postor. Lo curioso es que el líder de la nueva propuesta anti imperialista, que es China, ha comprado la deuda de EEUU y ha creado la Organización de Cooperación de Shanghái, que funciona como una especie de FMI asiático, a la cual participan los países del BRICS, además de observadores como India, Gran Bretaña e Irán.

CONCLUSIÓN

En la pugna por el poder económico hay mucho disparo entre ambos bandos. Ahora bien, desde que Dilma fue destituida de su poder por el Senado brasileño, no se sabe en qué está quedando los BRICS, dado que Michael Temer, el actual presidente de Brasil, está reformando al país hacia una dirección absolutamente neoliberal que alejaría a un Brasil de los BRICS, que además tiene mucho petróleo por explotar en el futuro (igual que Rusia). Es por esto que los BRICS serán una alternativa en tanto sepan lidiar con los vientos de la tormenta neoliberal.

Diego F. Herrera Gré

Diego F. Herrera Gré

Politólogo en Chile. Republicano. Desde la ciencia política haciendo análisis contemporáneos. Especializándome en las Relaciones Internacionales.

Más